Los lenguajes poéticos de Antoni Albalat

Laura López Fernández
Assist. Prof. of Georgetown College
Georgetown, KY 40324


 

   

La poesía moderna es el resultado y la lógica
consecuencia de un largo proceso de
evolución de la poesía de todos los tiempos.

Julio Campal

Vivimos en un mundo que en materia artística ya no cree en verdades categóricas, ni en significados unívocos, estables y referenciales. Sin embargo, en poesía, dicha crisis de valores estéticos ha generado el desarrollo de un tipo de arte experimental que defiende la inclusividad como valor estético, continuando de este modo prácticas artísticas del pasado que habían quedado marginadas u olvidadas y usando al mismo tiempo los avances tecnológicos más recientes. Así una constante en el panorama poético experimental es el uso simultáneo de distintos lenguajes artísticos que responden ética y/o estéticamente (según la prioridad de cada artista) a las tensiones personales y culturales del momento, intentando borrar en muchos casos, como han intentado siempre los vanguardistas, las fronteras políticas, geográficas, lingüísticas y artísticas existentes.

Dentro de este código de valores resalta la obra poética de Antoni Albalat, nacido en Castelló de la Plana, España (1961), uno de los poetas españoles más innovadores de los últimos años. Albalat ha publicado ya varios libros de poesía, visual y discursiva, en catalán, y todos ellos galardonados con distintos premios: Llibre dels grills, 1997 (Premi ciutat de Vila-real de Poesía 1997), Llibre de voliaines (també dit Versos de la pedra seca), 1999 que obtuvo el premio Vicent Andrés Estellés de poesía en los XXVIII Premis Octubre de 1999, y Els peus de la boira, 2001 por el que recibió el premio María Mercè Marçal. Además de estos libros, Albalat ha diseñado un abecedario de caracoles usando una sola fuente tipográfica para la composición de las letras y signos que los incluyen, continuando de este modo la práctica de la poesía visual, motivo central de este estudio. Hay que mencionar que además de poeta, Albalat se dedica al periodismo, a la traducción y al estudio de los insectos e invertebrados, entre otras actividades. Estos son elementos que ayudan a configurar una poesía, como veremos, de gran envergadura.

Su escritura poética, experimental 1 y discursiva, se produce como resultado de haber asimilado estéticas vanguardistas y orientales, y también por la utilización del diseño gráfico por ordenador. Dentro del marco experimental la poesía de Albalat aporta su propio estilo siendo especialmente interesante el aspecto compositivo de sus libros, la nueva gramaticalidad propuesta y la figuración zoomórfica de las letras diseñadas a través de técnicas de computación cuya base tiene sus ecos en el viejo arte de la escritura manual medieval, en las miniaturas de la Biblia y en otros textos sagrados donde palabra e imagen eran un todo en conjunción.

Lo primero que sorprende cuando uno ve la obra de Albalat es la utilización de diferentes géneros poéticos dentro de un mismo libro. El hecho de intercalar poemas discursivos con poemas visuales y haikus en cada libro es importante desde el punto de vista estructural porque privilegia el múltiple perspectivismo en su forma de presentar y representar el sujeto y el objeto poético. Escribir libros en estas tres direcciones estéticas sin perder la unidad de estilo ofrece una nota muy original al repertorio poético actual en España y presenta a Albalat como un gran virtuoso en el manejo de estos tres géneros poéticos. Dentro de esta práctica plural su poesía se produce sobre dos ejes estructurantes que son la interconexión entre distintas estéticas (poesía discursiva, haikus, creacionismo, surrealismo, caligramas, futurismo, poesía concreta, letrismo, poesía visual, poesía fonética...) y el emplazamiento plástico de la tipografía.

Otro elemento de relevancia es que Albalat no desprecia ningún signo lingüístico por marginal que sea, tratando el objeto poético -- tanto en la poesía discursiva, como en los haikus y en la poesía visual—con intensidad, delicadeza y exquisitez lo que genera un efecto de sorpresa en el lector-espectador no acostumbrado a tal disparidad de recursos y códigos utilizados.

Su poesía discursiva, bastante intertextual y con un acusado tono irónico, tiene una gran cantidad de epígrafes, citas y referentes literarios de distintas tradiciones y culturas tales como William Butler Yeats, Edgar Allan Poe, Cesare Pavese, Gerardo Diego, René Char, Henri Michaux, Du Fu, Hattori Ransetsu, Joan Brossa, Lu Xun, Josep Palau i Fabre. Esta hiperabundancia referencial crea una especie de palimpsesto poético que enriquece el texto primario y se con-funde con él. La incorporación del pasado artístico al presente poemático constituye, por parte del autor, una toma de conciencia histórica y una postura de humildad ante la propia obra de arte que deja de ser pensada en términos de originalidad. Por otra parte, sus poemas discursivos, de ritmo rápido, humor e ironía, están llenos de imágenes que en vez de cansar al lector le ofrecen una gran riqueza de contenido y detalles. Albalat es un maestro del ritmo y de la incorporación de distintos géneros, siendo capaz de escribir poemas largos de más de dos páginas como "Ple de formigues el meló" en Els peus de la boira donde introduce un escenario y varias voces como Anna (en estilo directo) o Salvador Espriu (en estilo indirecto) y donde el tono de la voz poética es de confabulación con las otras voces.

Pero además de largos poemas discursivos, Albalat escribe haikus, género que contrasta con los poemas de gran longitud y con los poemas visuales. El haiku en los poemas de Albalat hace de puente entre su poesía discursiva y visual. En el condensado arte del haiku, Albalat trabaja los silencios como signos preparatorios para una recepción múltiple que va más allá del lenguaje verbal. Como sabemos, el haiku japonés clásico es el poema de tres versos con 5-7-5 sílabas que equivaldrían al comienzo, apogeo y acabamiento de una energía, en el que se solía describir un estado anímico con relación a la naturaleza en su cambio de estaciones2. En el haiku clásico hay siempre un pensamiento poético y filosófico condensado creado por palabras que describen imágenes estáticas y en movimiento. La sencillez en los haikus de Albalat surge como resultado de meditar sobre lo que escribe. Es importante recordar que la práctica del haiku es una constante en cada uno de sus libros: En el Llibre dels grills hay una sección titulada "Haikus del grill" con seis haikus. En el Llibre de voliaines hay una serie de 6 haikus titulados "haiku tocat del bolet (I)" enumerados consecutivamente del 1 al 6. En Els peus de la boira también presenta una sección de haikus titulada "Haikus de l’espiral".

Leamos, por ejemplo, el haiku I de "Haikus del grill" que se encuentra en el Llibre dels grills:

1

Esperant el grill
ens sorprengué la nit,
ploraven els estels.

 

En su capacidad de síntesis y sincretismo hay cierto grado de influencia zen, centrando toda su energía, por ejemplo, en un detalle natural de un paisaje cotidiano, un gesto, un movimiento de un insecto en una estación determinada3. La experiencia estética que produce la lectura de sus haikus es intensa pero al mismo tiempo las intenciones comienzan y terminan en el poema. En este haiku hay que destacar el contraste que se establece entre la imagen de estatismo "esperando el grillo" y las dos acciones simultáneas de "nos sorprendió la noche" y la personificación ya clásica "lloraban las estrellas". Además el tercer verso nos habla de la estación de las lluvias. En el aspecto fonético y rítmico debemos destacar la presencia de rima "grill" – "nit" y las aliteraciones "e" (+) "s" "n", siendo la "s" en este haiku un enfatizador fonético del elemento ambiental nocturno de silencio y misterio. La acumulación de consonantes vibrantes "r" y "l" añade un valor fonético y de intensidad actuando como un reforzador temático del ruido que hace la lluvia al caer sobre los bosques y cuerpos. Como vemos en este haiku la condensación semántica y fonética así como el hábil manejo del silencio adquieren una fuerza gravitatoria y climática en el poema.

Quizás por leer tanto en fuentes orientales, que tienden a ofrecernos una visión integral de la existencia y crear una receptividad más abstracta, este joven poeta tiene el don de captar lo sutil y lo sensual en la naturaleza y en el lenguaje. De este modo particular el poeta se inclina hacia invertebrados como los grillos, las mariposas, las cigarras, las arañas, la mantis religiosa, los insectos palo, las libélulas, los escarabajos, los caracoles... que son los seres principales sobre los que se asoma su escritura. Albalat es receptivo a elementos mínimos en la naturaleza creando una estética no por ello minimalista sino que roza lenguajes invisibles para mostrar al lector la riqueza del mundo en el que vivimos. Otra de sus capacidades creativas es que sabe conjugar lenguajes tan dispares como el álgebra, la poesía y el diseño gráfico e incorporarlos a una poética cuyas imágenes funcionan a modo de puente entre distintas realidades.

Sus poemas visuales, de gran calidad plástica e imaginación, incluyen el mismo universo de invertebrados y belleza natural ya comentados pero en este género Albalat recrea una nueva sensibilidad entre el signo lingüístico y pictórico. Como he dicho anteriormente, los tres libros presentan poemas visuales con el motivo común de los insectos. En sus poemas visuales Albalat sabe fusionar lo escrito en lo pictórico y viceversa. No hay transición entre uno y otro lenguajes sino fusión y creación de algo poéticamente innovador. El poeta sabe expandir los límites de ambos modos de expresión y dar continuidad a una escritura cuyos antecedentes caligramáticos y caligráficos se remontan a las primeras civilizaciones.

En su poesía visual Albalat usa la figura de los insectos e invertebrados como motivo frecuente. En el Llibre dels grills es destacable el último poema del libro que es un poema visual titulado "Descansi en pau" donde el poeta usando distintos tipos de tipografía crea la cabeza de una mantis religiosa (las jotas al revés forman las antenas de la mantis). También es de resaltar el tono irónico del lenguaje típico de una esquela religiosa, donde se ruega a dios por el alma de la persona fallecida, en este caso, del macho comido por la hembra después de la cópula. Este poema también da fin al libro cumpliendo así una doble función de cierre sepulcral.

"Descansi en pau" Llibre dels grills.

 

Otros poemas igualmente originales y de gran calidad plástica los vemos en Llibre de voliaines. En "Álgebra elemental" el poeta crea un originalísimo poema mediante un ingenioso equilibrio de lenguajes: matemático, verbal, visual e ideogramático. El lenguaje matemático actúa como matriz del poema. El lenguaje verbal está explícito en la inclusión de palabras y el lenguaje ideogramático se presenta en el énfasis de los conceptos que se quieren sumar. La iconografía es parte principal de la sintaxis del poema y se anuncia como portadora de emociones positivas, Verano + Libertad (el poeta ha enfatizado la idea de libertad en la mayúscula de la L) "Estiu" + "Llibertat". El efecto de sorpresa o de extrañamiento usando el término de los formalistas rusos es alto pues uno espera que el poeta utilice el mismo código lingüístico y artístico pero lo que hace es jugar con la multiplicidad relacionando de manera sintética las partes con el todo o idea global del poema. Por ejemplo, las alas de la mariposa nos dan el concepto de libertad, de vuelo. El verano es la estación típica de las mariposas y también en nuestro caso lo asociamos con vacaciones y diversión, lo cual a su vez se asocia de manera elemental con la idea de libertad. La interconexión y riqueza connotativa de las partes está tan bien lograda que el poema no pierde unidad dentro de tanta diversidad.

 

"Álgebra elemental" Llibre de voliaines.

 

Otro ejemplo de poema visual es "Poema sonor". En este caso la alusión al sonido está presente en el título y en las líneas de la parte inferior del texto que se pueden traducir al español como "Prestad atención: pronto escucharéis cómo late el bosque". A modo de haiku este poema enfatiza el arte del silencio, elemento necesario para poder captar la "música natural del bosque" en sus manifestaciones más pequeñas.

 

"Poema sonor" Llibre de voliaines.

 

"Anima juganera II (Versió Nominalista)" es otro poema visual de gran riqueza semántica y al mismo tiempo de gran calidad plástica. Destaca a simple vista el uso experimental de la tipografía —que evoluciona de los futuristas, letristas y situacionistas—, y su especial ubicación en el poema que forman la figura de una libélula. Se ha desarticulado casi totalmente el lenguaje pero todavía es posible identificar palabras que hacen referencia al mundo de los insectos e invertebrados que es un leitmotiv en su obra. Funcionalmente emplazadas las letras y distintas tipografías vemos palabras repetidas como libélula formando parte de un ala, "damisel.la", "libèl·lula", "espiadimonis", "pixaví" y "pixaví de la fava roja" (variantes dialectales catalanas para designar el mismo insecto), el símbolo de arroba y el grupo vocálico "oe" en disposición vertical formando el cuerpo de la libélula. El signo de arroba nos remite también al mundo de la tecnología y la comunicación. Implícito en este poema está el tema del lenguaje del cuerpo, el cuerpo como materia lingüística primaria generando signos (siginificantes y significados) constantemente. El poema hace referencia en el título al viejo tema filosófico de los nominalistas reflexionando sobre la relación forma-esencia contenida en los nombres.

 

 

"Anima Juganera II (versión nominalista) Llibre de voliaines.

 

Otro libro igualmente interesante desde el punto de vista experimental es Els peus de la boira que consta de más poemas visuales en los que dedica una mayor atención a la letra como signo principal del poema. En la sección "Closques dels miratges" destacan poemas con el motivo del caracol titulados "Less is more", "Condensación", "A capitular", "B capitular", "ABC de la botifarra". El poeta no acude a las leyes de entrelazado o combinatoria de los letristas sino que explora las posibilidades visuales y plásticas de las letras en conjunción con los insectos ahondando en el factor sorpresa y en una posible dialéctica acerca de la cuestión representativa del lenguaje. El poema "A capitular" es pertinente a primera vista por la sustitución de códigos lingüísticos que propone. En vez de usar la convención tipográfica "A" o, por extensión, el lenguaje convencional, el autor presenta dos caracoles en vertical que equivalen a las astas de la letra "A" y una hormiga que hace de travesaño de la A. Si tomamos la "A" como el inicio del mundo y del lenguaje tenemos el comienzo de un abecedario especial, de un lenguaje otro. En vez de representar el mundo con un lenguaje convencional, el autor escoge presentar el mundo con sus propios objetos. Ha cambiado la perspectiva. El lenguaje no representa a nadie sino que es el representado. Albalat ha escogido insectos para presentar y representar al lenguaje y a ellos mismos. Ha cambiado la dirección en la que nombramos el mundo sugiriendo que miremos el mundo desde otras perspectivas:

 

"A capitular" Els peus de la boira.

 

El siguiente poema visual destaca por la riqueza de códigos utilizados. La imagen del poema nos remite a una época pre-tecnológica donde la creatividad era manual y artesanal. La inclusión de dicha imagen dentro de la letra G y esta a su vez dentro de la palabra en catalán "caragol" sugiere la idea de creatividad artística como un ejercicio de continuidad e inclusividad en vez de ser un hecho aislado en el tiempo. La "botifarra" designa también un juego de naipes que se practica en Cataluña y en amplias zonas del País Valenciano. En este sentido la imagen del señor jugando a las cartas conecta la idea del placer gastronómico con el placer lúdico. También sugiere la idea de creatividad en términos meramente lúdicos o la idea del arte por el arte. La originalidad aquí es precisamente ese carácter inclusivo que surge como consecuencia de un largo proceso de evolución en las formas poéticas. El uso experimental de la tipografía se convierte en este poema en otro elemento funcional creando una mayor plurisemia. Así tenemos la división de la palabra caragol en "cara" y "Gol". Por otra parte el título introduce una nota costumbrista típica de la gastronomía española que es la butifarra y nos remite directamente al lenguaje y su función representativa. Es también destacable dentro de este poema visual, el signo de admiración a la derecha, signo lingüístico que opera como intensificador emotivo. Tenemos un poema visual que valora la letra y la imagen en el ámbito referencial y artístico.

 

"ABC de la botifarra" Els peus de la boira.

 

En el poema "E-snail" el poeta usa el inglés como base para un juego de palabras entre "e-snail" (caracol electrónico) y por asociación "e-mail" (correo electrónico). También se sugiere la asociación "snail-mail" que hace referencia al correo postal regular que es mucho más lento. De este modo la asociación adquiere un tono humorístico pero también genera posibilidades interpretativas acordes con la vida moderna y tecnológica en la que vivimos. La imagen gráfica del poema reproduce indirectamente la figura de un caracol a través del símbolo de arroba, signo internacional que forma la concha del caracol o casa y de la "f" horizontal tumbada y vuelta del revés forma el cuerpo del caracol o en términos científicos "molusco gasterópodo". En este mecanismo asociativo el signo de arroba y por extensión el correo electrónico equivale a nuestra casa, nuestro caparazón ofreciendo un refugio y al mismo tiempo un puente de conexión con otros mundos y realidades. Nuestra concha de caracol es el correo electrónico, medio que se ha convertido ya en parte de nuestro ser. Albalat no deja de sorprendernos con su gran capacidad de interconexión entre el mundo de los insectos, el lenguaje y la inclusión de prácticas culturales y cotidianas de la vida moderna.

 

"E-snail" Els peus de la boira.

 

El poema "Ortotipografía" invita a una reflexión lingüística sobre el correcto uso (orto-) de la tipografía, de las letras, y por extensión, del lenguaje y sus signos. Además el poeta trae a colación el lenguaje de la tierra y de los invertebrados. Con una gran economía de signos Albalat es capaz de recrear figuras de invertebrados que a su vez nos remiten al lenguaje como materia prima a través del cual articulamos nuestra existencia. Este poema visual tiene una gran plasticidad y riqueza sígnica. Albalat poetiza los pequeños signos marginales como el signo de interrogación o de admiración y al igual que los insectos los hace portadores de una gran carga semántica.

 

"Ortotipografía" Els peus de la boira.

 

Con una gran intuición poético-visual Albalat ha sabido generar distintas posibilidades semióticas logrando, entre otras cosas, que nuestro lenguaje actual, ordinario y científico deje de funcionar utilitariamente recuperando así su capacidad de autorrepresentación. La habilidad de desarticular el lenguaje para recurrir al lenguaje mismo —ya sea verbal, visual o verbal y visual—, es uno de sus grandes logros. A su vez en los haikus, Albalat es capaz de retratar un pensamiento, una mirada, un pequeño gesto de sorpresa o de humor, el aleteo de una mariposa, el sonido de la lluvia a punto de comenzar, el movimiento de un grillo, etc. En su arte poético lo pequeño sintetiza un mundo rico en ambigüedades y perspectivas alejándose de las fórmulas y clichés con los que categorizamos y articulamos el mundo en que vivimos. Albalat sabe captar lo otro, lo diminuto, lo minúsculo, lo que casi no se percibe en nuestro mundo y elevarlo a categoría estética. Con un máximo respeto al lenguaje en su aspecto representacional y creativo ha creado una escritura que evoca prácticas artísticas olvidadas y las incorpora al presente de una manera personalísima abriendo un camino frondoso para la nueva poesía experimental española.

NOTAS

  1. Uso el término experimental para referirme a una escritura radical y que utiliza como mínimo dos lenguajes artísticos a diferencia de la poesía tradicional discursiva que usa el lenguaje verbal sin grandes experimentaciones formales. Para una exploración y estudio sobre este término véase el libro de Fernando Millán Vanguardias y vanguardismos ante el siglo XXI (junto con Chema de Francisco), en Internet:
    <http://www.fortunecity.com/victorian/duchamp/33/millan4.htm >, 1997. Y también del mismo autor Poesía experimental en España. Cuadernos de escritura. Información y Producciones, Madrid, 1993.

  2. Los haikus tienen un poder similar a la pintura como dice el estudioso Yasuka en The Japanese haiku: "For as the haiku is a major poetic form in Japan, I feel that it can become so in other countries, given some understanding of its nature and its aesthetics and its sort of power, a power which is similar in some respects to that of painting." (pg. 3). En los haikus es más importante presentar que representar y describir. El lector o lectora queda así abierto a experimentar con su imaginación e intuición el placer estético del texto.

  3. Un buen libro de ensayos sobre la práctica zen y el budismo es: Essays in Zen Buddhism, 1990 del doctor Suzuki. La experiencia zen se quiere alejar de todo condicionamiento lógico, temporal y espacial, retrayendo el yo interior y el intelecto para experimentar el presente total o absoluto sin finalidad de intenciones más que la de estar totalmente inmersos en el presente.

 

BIBLIOGRAFÍA

  • Albalat Salanova, Antoni. Llibre dels grills. Vila-real: Ajuntament de Vila-real,1997.

  • __________________ . Llibre de voliaines (també dit Versos de la pedra seca). Valencia: Editorial 3 i 4, 1999.

  • __________________ . Els peus de la boira. Lleida: Pagès Editors, 2001.

  • Millán, Fernando. Poesía experimental en España. Cuadernos de escritura. Madrid: Información y Producciones,1993.

  • _____________ . Vanguardias y vanguardismos ante el siglo XXI (junto con Chema de Francisco): < http://www.fortunecity.com/victorian/duchamp/33/millan4.htm > 1997.

  • Suzuki, D.T. Essays in Zen Buddhism. London: Rider &Co., 1970.

  • Yasuda, Kenneth. The Japanese Haiku. Its essential nature, history, and possibilities in English. Rutland, Vermont & Tokio: Charles E. Tuttle Company, Inc., 1957.

 

© Laura López Fernández 2001
Espéculo. Revista de estudios literarios. Universidad Complutense de Madrid

El URL de este documento es http://www.ucm.es/info/especulo/numero19/albalat.html