¿EL VIDRIO ES TRANSPARENTE?

 

Solemos pensar que los vidrios comunes (ventanas, gafas, etc.) son transparentes. En la imagen de la izquierda tenemos un vidrio común utilizado como barandilla, mostrando la transparencia a la que estamos acostumbrados. Sin embargo si el mismo vidrio lo miramos por uno de los bordes desde arriba parece que ya no hay tal transparencia, como muestran las imágenes de la derecha (donde se aprecian los pies del fotógrafo).

      

 

Grosso modo la intensidad luminosa que atraviesa un vidrio se reduce a la mitad al cabo de 1 centímetro aproximadamente. Como los vidrios suelen ser delgados, al mirar a través de ellos en la dirección en la que son más estrechos no hay mucho cambio de intensidad de luz. Sin embargo cuando los miramos por un borde, la luz tiene que recorrer muchos centímetros dentro del vidrio hasta llegar a nosotros y la atenuación se hace apreciable. También se nota un cierto tono verdoso en la luz que llega hasta nosotros debido a que los vidrios suelen absorber en el azul-ultravioleta y en el rojo-infrarrojo.

 

 

En la siguiente figura mostramos la transmitancia T de vidrio común frente a longitud de onda, es decir el porcentaje de luz transmitida para cada color. Puede verse que el vidrio transmite más en el azul-verde (casi 100% desde 400 nm a 550 nm) que en el rojo (90% en trono a 700 nm). Por ello mirando un vidrio por el canto (ver imágenes) su aspecto es verde (nuestro ojo es más sensible al verde que al azul-violeta). El espesor de la muestra de vidrio es z = 6 mm por lo que para λ = 700 nm, T ≈ 0.9 y el índice de absorción es del orden de una parte en un millón, que está de acuerdo con los registros para vidrio común.

 

                

 

 

En general la transparencia es un concepto relativo y deberíamos decir que algo es más o menos transparente que otra cosa. Por ejemplo, el vidrio de algunas fibras ópticas es un millón de veces más transparente que el vidrio común de forma que en 10 kilómetros de fibra se pierde la misma proporción de luz que en 1 centímetro de vidrio común.  Si el agua del mar fuera tan transparente como el vidrio de algunas fibras ópticas veríamos el fondo del océano más profundo con total claridad.