Sociedad Española para el Estudio  de la Superdotación  
                       Junta Directiva | Revista Faisca | Investigación | Publicaciones | Noticias | Miembros | 
    FAQ                                                                                                                                     >>
Diagnóstico

Legislación

Enlaces

  1.¿Qué significa que mi hijo sea un niño con altas capacidades?

Los niños con altas capacidades son aquellos niños cuyas capacidades son superiores a las normales o a las esperadas para su edad o condición en una o varias áreas de la actividad humana. Las altas capacidades son la conjunción de tres factores: ser creativo, poseer una alta capacidad intelectual y mostrar una fuerte motivación hacia las tareas que emprende. En su desarrollo influyen fuertemente: la familia, la escuela y la comunidad.

Congresos

Cursos

Contacto

  2. ¿Por qué es importante hacer un diagnóstico de las altas capacidades de mi hijo?

Diagnosticar, identificar y reconocer las altas capacidades de un niño, cuando las posee, es muy importante para poder brindarles las oportunidades educativas, sociales y emocionales que requiere para su completo desarrollo. Es necesario saber que cuando se diagnostica, siempre es para intervenir positivamente, si no hay intención de intervenir, no se justifica un diagnóstico.

FAQ

 

3.¿ A qué edad se puede diagnosticar a un niño con altas capacidades?

Los diagnósticos se pueden hacer a partir de los tres años en centros especializados. Antes de los tres años se pueden detectar las altas capacidades a través de los indiciadores esperados.

   

4. ¿Qué programas existen para los niños de altas capacidades?

Dentro de la intervención educativa, para niños de altas capacidades, existen distintas alternativas. Por cuál optar dependerá no sólo de la opinión y deseo de la familia y el niño, sino también del centro educativo y de un diagnóstico preciso y certero, así como también de las características personales, emocionales y de las altas capacidades del niño. Puede intervenirse a través de la aceleración de cursos, ampliación o enriquecimiento del currículum del niño, agrupamiento para niños dotados y, otras alternativas como, inclusión a programas específicos de desarrollo para niños dotados.

5. No quiero abrumar a mi hijo con las actividades extraescolares. ¿Cómo puedo establecer un límite?

Las actividades extraescolares son parte importante de la formación de cualquier niño. Sin embargo, es importante que el niño se sienta motivado y contento al asistir a es estas clases. La mejor manera de saber cuando parar es preguntándole a su hijo.

6. A mi hijo le inquietan temas como la muerte, ¿cómo puedo conversarlo con él?

Es importante, ante temas que no corresponden por edad cronológica a los intereses de los niños, abordarlos de forma natural y conversarlos abiertamente. Debe tener en cuenta que cuando la curiosidad nace desde el niño, probablemente es porque él o ella ya maneja alguna información al respecto, y quiere compartirla con usted y conocer su opinión. No olvide hablarle de manera espontánea, utilizando el mismo nivel de vocabulario que el niño maneja.

7.¿Cómo le digo a mi hijo que es un niño con altas capacidades?

La mejor forma de decirle a su hijo que es un niño con altas capacidades dependerá del niño y del tipo de comunicación que tenga con él. Puede comenzar diciéndole a su hijo que todas las personas somos diferentes y que algunas personas poseen habilidades en unas áreas y otras no, que el tiene algunas habilidades más desarrolladas que otras.

8. Pareciera ser que mi hija es una persona en casa, y otra diferente en la escuela. Además ahora está empezando a tener un bajo rendimiento. ¿Qué puedo hacer?

Una situación que ocurre comúnmente con las niñas bien dotadas intelectualmente es que, conforme crecen, comienzan a intentar ocultar sus capacidades para no sentirse tan distintas a su grupo de pares y para ser aceptadas por ellos (lo que se acrecienta en la adolescencia para no ser discriminada por los chicos). Por eso se sienten "libres de ser" en casa y "disimulan" o "actúan" en la escuela.
Usted puede abordar este tema con ella, siempre manteniendo la calma y comprendiendo su punto de vista. Hágale saber que las verdaderas relaciones de amistad no tienen por qué verse afectadas si ella mantiene sus habilidades funcionando, lo importante es no ser pedante con ellas ni sentirse "sabelotodo". Dígale que incluso puede "aprovecharse" de sus capacidades para cultivar amistades a través de la ayuda que pueda proporcionar a los compañeros que tienen dificultades en alguna materia.

9.Mi hijo tiene muy pocos amigos. ¿Es esto normal?

La amistad, para los niños con altas capacidades, es un tema importante. Buscan niños con quienes compartir intereses y con quienes puedan realizar diversas actividades. Si su hijo tiene pocas amistades puede ser porque las valora mucho y no considera que sea necesario tener más amigos. Si su hijo le ha expresado que quisiera tener más amigos puede ayudarle proporcionándole consejos, si este tema le inquieta demasiado y no sabe que hacer, puede acercarse a un especialista.

10. Mi hijo dedica mucho tiempo a sus intereses y a veces parece que está obsesionado. ¿Esto es normal?

Un alto interés en áreas específicas, hobbies o afición, es una de las características de los niños con altas capacidades, temas en los cuales suelen enfrascarse mucho tiempo y dedicar mucha atención y esfuerzo. Es importarle darle espacios para que el niño desarrolle estos intereses, y brindarles oportunidades y materiales para satisfacerlos. Sin embrago, es importante también ofrecerle nuevas y variadas posibilidades de acción en otros campos para dar la oportunidad de abrir sus intereses, sin forzar, obligar o prohibir, ya que el mejor indicador de bienestar del niño, estará siempre dado por cómo se sienta el niño.